viernes, 1 de abril de 2016

Comentario de "Bree Olson y el acoso social contra el porno"

Como dije, este blog servirá para reseñas principalmente. Pero no solo eso, sino también para reflexiones y tonterías mías.
Por lo cual, a pesar de no haber escrito reseñas aún, voy a estrenar formalmente esto.

Esto es una reflexión hecha "en caliente", cualquier errata y comentario que os deje "pero qué coño" probablemente sea debido a que no he revisado y meditado todo esto.

Acabo de ver el siguiente vídeo (aviso, el blog es de contenido pornográfico, aunque el vídeo en sí no)

Bree Olson y al acoso social contra el porno

Esta exactriz porno le pide a las adolescentes que no se metan en el porno. ¿Pero por qué? ¿Porque el porno es malo y abusador? NO. Por como EL RESTO DE LA PUTA SOCIEDAD la trata por haber trabajado en el porno. Cómo piensan que por el simple hecho de haber sido actriz es algo así como una influencia corruptora, malvada, sucia, que no quieren ser amigos de ella. Jamás podrá trabajar con niños. Jamás podrá ser enfermera. Nunca.

Y cuando la gente vuelca esfuerzos en abolir el porno, ¿no ven a estas personas? ¿No ven que prohibir es lo contrario de normalizar, y que cuanto más marginal sea el porno y el tabú en torno a él, cuanto más prohibido, mayor será el infierno de estas mujeres cuando decidan no seguir haciéndolo? No voy a decir que los que defendéis el abolicionismo sois en parte culpables, eso es algo que tendréis que decidir vosotros mismos, si queréis. No me corresponde juzgaros, tan solo, como mucho, cuestionaros.

Esta mujer merece respecto, merece apoyo, y merece que se la trate como un ser humano. A ella, y a todas. No que se vea llorando porque ya no sabe cómo quiere que la gente la trate, porque ha olvidado lo que es un trato "normal". No que tenga que mandar un mensaje a adolescentes de que por mucho que quieran disfrutar haciendo porno no deben hacerlo porque la sociedad entera se ocupará de hacer que deseen no haberlo hecho jamás, coartando sus deseos. Los deseos de esas mujeres no son importantes. Solo que entren, como dije hace tantos años en el anterior blog, en el estándar machista de la "chica decente". Esta mujer estuvo en el porno y salió, y se arrepiente no de lo que vivió, sino de lo que le esperaba al salir.

Éste es el problema del porno. No es el porno. Es, como siempre, toda la puta sociedad machista que lo rodea. Pero el que quiera seguir cargando contra el porno, adelante. Estáis dándole golpes a una armadura en su maniquí, no al hombre que la lleva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario